arrow

Mob City (Serie de TV) (2013)

Mob City (Serie de TV)
Trailer
6,6
1.030
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Serie de TV (2013). 6 episodios. Basada en el libro homónimo, se desarrolla durante los años 40-50 en Estados Unidos e involucra una trama que bebe de los códigos del cine negro, sobre la batalla entre el jefe de policía William Parker y el mafioso Mickey Cohen. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
Mob City (TV Series)
Duración
45 min.
Guion
Frank Darabont, John Buntin, David Johnson, David J. Schow, Michael Sloane (Libro: John Buntin)
Música
Mark Isham
Fotografía
David Tattersall, Rohn Schmidt
Productora
TNT Originals
Género
Serie de TV Cine negro Drama Neo-noir Mafia Crimen Años 20 Años 40 Años 50
7
VIVA EL CINE NEGRO
No entiendo por qué no ha gustado esta serie. Es perfecta en su recreación del auténtico cine negro. a la altura de L. A. Confidential o los Intocables de Elliot Ness

Ahí estan todos los grandes: Humphrey Bogart, Jimmy Cagney, Robert Mitchum. Todos aquellos héroes y villanos que admirábamos.

Se dice que son estereotipos. Bendito estereotipos los creados por Dashiet Hammett, Raymond Chandler o James M. Cain y su heredero James Ellroy. Ya no existen historias de esas, donde los villanos tienen tanto peso y o más que los protagonistas.

Tomando personajes reales como Bugsy Siegel, más psicótico que el de Warren Beatty (ed Burns) y con el maton al que da vida Robert Kneaper, uno de esos actores a los que nos encanta odiar. Y Alexa Dávalos, esa femme fatale a la que amaremos aunque sepamos que nos puede matar.

Es cartón piedra, ya lo sé, pero es un cartón piedra que nos devuelve un universo al que echábamos de menos: Un universo donde nos sentíamos los reyes del mundo, no desde la proa de un transatlántico, sino encima de un depósito de gas
[Leer más +]
10 de 12 usuarios han encontrado esta crítica útil
5
Muñecos de cera
"Mob City" pasó por dos cambios de nombre antes de llegar a emitirse y no sé si fue en ese proceso en el que perdió su identidad, o si podríamos culpar a un Frank Darabont que desde su salida de The Walking Dead parece haber perdido completamente el norte. El director de "Cadena perpetua" o "La milla verde" entregó su último largometraje en 2007 ("La niebla") y pareciera haber encontrado su refugio en la televisión. Primero en AMC y ahora en TNT. Vista su nueva miniserie (en teoría no se renovará para una segunda temporada) queda claro que lo que el bueno de Frankie debería buscar es, no un refugio, sino su talento. Porque lo que hacía en los 90 y su "Mob City" son cosas opuestas: en su trabajo para cine, conseguía replicar con acierto los códigos de unos referentes previos e insuflarles algo de aliento. Aquí, los sombreros, las pistolas, la ambientación de época; están perfectamente recreados. Pero su fondo es tan esquemático que deja la impresión de ser una simulación. "Mob City" es al cine negro lo que la figura de cera de cualquier personaje a su modelo real.

Esta sensación que se ha podido tener en producciones recientes como "Gangster Squad", aquí queda más patente porque no hay humor. Todo se toma en serio (lo cual no sería malo si la seriedad aportase algo) y los personajes están construídos como clichés elevados al infinito. Cojamos al héroe principal: Joe Teague, veterano de guerra convertido en policía de la brigada. Observemos a los secundarios: el típico midboss mafioso rollizo y violento (sí, el prototipo Joe Pesci), la femme fatale con pasado misterioso, el sádico que busca exclusivamente dinero, etcétera. No hay nada nuevo. Si su problema fuera ese tendríamos que ser consecuentes y tirar abajo el 80% del cine negro, pero no lo es. No el único. El guión es bastante pobre, las frases de pega caen como losas y no se respira demasiado bien bajo tanta capa de maquillaje. El único gran hallazgo de toda la serie lo supone Robert Knepper con su brillante interpretación de Sid Rothman, un mafioso que no se corta un pelo a la hora de obtener lo que busca.

"Mob City" se encuentra así en tierra de nadie. Ni es suficientement estúpida como para caer en ridículo ni se separa de la correción para alzarse hacia una liga mayor. Es una serie que podría sacar mucho más partido de su buen trabajo de vestuario, ambientación, etcétera; y no conformarse con eso para hablarnos de algo que no tiene interés. Le sobra bla bla bla y le falta chicha de verdad. La poca que tiene se agradece, su violencia a veces también acierta, pero la intensidad de su trama está mal medida y tiene algún actor que clama al cielo. Sin ir muy lejos, el propio Jon Bernthal da vergüenza ajena al inicio del episodio 1x05. Bien Alexa Davalos como femme fatale, eso sí: da la imagen y cumple su papel. No sé si renovarán la serie para una segunda temporada (claramente deja cabos abiertos, por si cuela) pero su audiencia no parece haber sido espectacular y la verdad, Darabont podría dedicarse a algo más provechoso. Y yo también, qué diablos.
[Leer más +]
13 de 19 usuarios han encontrado esta crítica útil
Relaciones 1