arrow
Críticas de Sinhué
Críticas ordenadas por:
King of the Belgians
King of the Belgians (2016)
  • 5,3
    389
  • Bélgica Peter Brosens, Jessica Woodworth
  • Peter Van den Begin, Lucie Debay, Titus De Voogdt, Bruno Georis, ...
7
El rey de los republicanos
Los realizadores de la Quinta estación (Peter Brosens y Jessica Woodworth) premiada hace cuatro años en la Seminci, pero sin distribución en España, han vuelto a Valladolid con otra obra singular, un cuento de nuestros días con aroma de otros tiempos. Es lo que tienen instituciones tan atemporales y demodés como las monarquías.

Esta road movie fantástica de Nicolás III y su grupo de confianza, acompañados de un circunstancial documentalista inglés, cámara en ristre, en misión protocolaria por Turquía y con serios problemas para retornar a Bélgica donde está teniendo lugar un intento independentista flamenco.....; decía, que esta aventura por tierra y mar hace viajar también al espectador y le aproxima a un "intocable", a la par que el "intocable" conoce a seres que no habitan palacios o embajadas.

¡Y hete aquí! que quien era una marioneta en manos de expertos monárquicos, por contaminación con los que tienen sangre de otro color, está mutando en un individuo que tal vez haga las delicias de los republicanos, al menos de los de izquierda; y su manifiesta y reverenciada inutilidad es posible que esté tocando a su fin, para disgusto de unos pocos y satisfacción de muchos más.

Y a uno, que es antimonárquico irredento, le gustaría que la fábula no acabara y que el rey comiera perdices. Mérito, sin duda de los directores.
[Leer más +]
3 de 5 usuarios han encontrado esta crítica útil
Anatomy of Violence
Anatomy of Violence (2016)
  • 4,9
    42
  • Canadá Deepa Mehta
  • Tia Bhatia, Seema Biswas, Ramanjit Kaur, Vansh Bhardwaj, ...
6
Los animales no se ensañan
La realizadora india, afincada en Canadá, país donde se producen sus películas, y autora de la exitosa trilogía: Fuego, Tierra, Agua; cambia de registro pero no de víctimas habituales: las mujeres de su patria originaria.
Echando mano de un criminal hecho reciente, en el que una joven fue violada por seis hombres en un autobús; acto bestial que le costó la vida días después de la agresión, la directora hace un original relato, entre teatro y documental, en el que buceando en las posibles causas de la violencia, obliga a los personajes a buscar en su infancia los orígenes de su bloqueo intelectual que en la mayoría de los casos tiene que ver con traumas, falta de afecto y abandonos.
No pretende Deepa Mehta justificar lo sucedido, solo se pregunta sobre las razones que convierten a los seres masculinos en monstruos capaces de actos semejantes. Una de las conclusiones es que la sociedad no es ajena a este tipo de comportamientos y que la falta de conciencia y de respeto son fracasos colectivos que, en este caso, tienen que ver con una inexistente educación y taras psíquicas que acaban desembocando en el embrutecimiento.

La película es un planteamiento militante que busca enlazar con la lucha por la dignidad de las mujeres, en un país que acumula condenas más que justificadas por el trato que, por motivos religiosos y tradicionalistas, dispensa a hijas, madres y esposas.
La sensibilidad extrema de Deepa, para con la víctima, evita recrear los momentos más escabrosos y los espectadores agradecen la acertada decisión.
[Leer más +]
Sé el primero en valorar esta crítica
Las inocentes
Las inocentes (2016)
  • 6,5
    2.570
  • Francia Anne Fontaine
  • Lou de Laâge, Agata Kulesza, Joanna Kulig, Agata Buzek, ...
6
Había también un lobito bueno......
Bien realizada, con oficio, con ese contraste entre el color crepuscular que invade los claustros, a través de los ventanucos, y el blanco de los campos nevados que en este caso es un albo amenazador.
Nos trasladó su directora, presente en la presentación de la película en la 61 Semana Internacional de Cine de Valladolid, que está basada en unos diarios de una enfermera de la Cruz Roja francesa, destinada al final de la 2ª Guerra Mundial en una región próxima a Varsovia donde atendían los residuos humanos de los liberados campos de concentración. La vida de dicha enfermera fue breve, y aunque el guión mama directamente de sus escritos existe una parte de ficción, imprescindible para imaginar el resto de la odisea de unas monjas polacas en medio de ninguna parte y a merced de los últimos coletazos de la contienda; que incluye, en este caso, el abusivo peaje de la "liberación".

El enfrentamiento entre lo científico y lo religioso; entre la contundencia de la inmediatez de salvar vidas y la temeridad de salvar almas; entre esa especie de fe de los ateos en la redención de los cuerpos y la duda permanente de los creyentes, alimentada por la llamita de la esperanza ...... Este choque de mentalidades, decía, puede llegar, según Mathilde (la inspiradora) y la propia Anne Fontaine (la realizadora) a diluirse en el bien común y defender los mismos objetivos.

No obstante siempre nos quedará la fundada sospecha de que en situaciones regulares, las aguas volverán al aburrido cauce de los preceptos y las consignas; y las buenas intenciones se ahogarán entre rezos inútiles y monolíticas burocracias.
En fin, que ese buen rollo entre ateos irredentos y hermanas transparentes y entregadas, aquí, más que nunca, será tan solo una historia de película en el sentido más peyorativo de la expresión; para eso están las jerarquías, las instituciones y "las cosas bien hechas"

Es de destacar el equilibrio del guión, en el que colabora la propia Anne, que consigue que la balanza no se incline, partidístamente, del lado de ninguna de las creencias vitales y filosóficas de las y los protagonistas; aunque tal vez la nacionalidad de los asaltantes podría habersela ahorrado.
[Leer más +]
13 de 18 usuarios han encontrado esta crítica útil
El ciudadano ilustre
El ciudadano ilustre (2016)
  • 7,1
    8.687
  • Argentina Mariano Cohn, Gastón Duprat
  • Oscar Martínez, Dady Brieva, Andrea Frigerio, Belén Chavanne, ...
8
De lo que fué y pudo no haber sido y de lo que pudo haber sido y no fué
Más profunda de lo que pueda parecer esta reflexión de los directores argentinos sobre la cultura y sus, no pocos, inconvenientes. Utilizando un humor no carente de carga dramática y existencialista, de la mano de un Oscar Martínez más que convincente en su liderazgo intelectual y unos secundarios sin complejos que, aunque deformados en algunos momentos para subrayar lo grotesco de las posiciones enquistadas, nos hacen avanzar a través de la realidad y la ficción sin saber con claridad qué terreno pisamos exactamente, pero sin importarnos en absoluto.

La obra, que fluye mansamente a pesar de las situaciones rayanas en lo estrambótico, está apoyada en un guión muy ágil y que conduce a una resolución más que compleja sobre las diferencias entre los seres novelados y los que habitan las pesadillas del día a día. Todo ello a pesar de que el protagonista de esta historia se encarga en explicitar en un par de ocasiones, a lo largo de la película, que él escribe sobre Salas, un pueblo del que sus personajes no pueden salir y en el que él no puede entrar; pero deja claro que mientras existan la imaginación y la libertad intelectual siempre se podrá luchar contra el aislamiento absoluto y la intransigencia, aunque no se consiga nada.

El transcendentalismo que pueda trasladar mi comentario no se ve tan solidificado, afortunadamente, en la pantalla. De forma que usted, si aún no la ha visto, disfrutará de frases ingeniosas; se reirá con lo aparatosidad del cambio de vida de un Premio Nobel convertido en estatua, pero al que despierta la curiosidad; y saldrá de la sala con una sonrisa enigmática, producida tal vez por el cosquilleo de alguna antigua cicatriz.
[Leer más +]
1 de 2 usuarios han encontrado esta crítica útil
Eshtebak
Eshtebak (2016)
  • 6,9
    694
  • Egipto Mohamed Diab
  • Nelly Karim, Hany Adel, El Sebaii Mohamed, Ahmed Abdelhamid Hefny, ...
7
Nadie tiene razón
El Egipto actual conviviendo dentro de un furgón militar un día de manifestación del 2013. Periodistas, partidarios de los Hermanos Musulmanes, defensores de la acción del ejèrcito, soldados, vagabundos........, hombres, mujeres, niños, ancianos. Toda la población cairota movilizada, sin saber muy bien hacia dónde y porqué.
Un retrato minucioso de Mohamed Diab sobre la violencia y las inexplicables razones que conducen a los desacuerdos, a la falta de expectativas y al absolutismo de que: "el que no está conmigo está contra mí".

Las relaciones de unos y otros en una situación límite, nos hablan del caos más profundo, pero también de lo contagiosa que pueden resultar la solidaridad y el compañerismo en cuanto quedan fuera las consignas, los miedos, las religiones y los prejuicios. El diálogo no estaría tan lejos si hablaran los corazones; la apocalíptica realidad, según el director, fue derrotada en el 2011 por los valores de la llamada primavera árabe. No obstante, hasta que lleguen tiempos mejores y la paz vuelva a sonreír tras los nubarrones, los egipcios seguirán embarrancados en el ojo por ojo y en los conflictos de odio alimentados por facciones irreconciliables.

¿Cuándo se darán cuenta las víctimas civiles de que los políticos corruptos, las religiones y el ejército no forman parte de la solución, si no que son los hacedores máximos del problema?
[Leer más +]
2 de 2 usuarios han encontrado esta crítica útil
Las furias
Las furias (2016)
  • 5,9
    1.612
  • España Miguel del Arco
  • Mercedes Sampietro, José Sacristán, Carmen Machi, Bárbara Lennie, ...
6
Hijas de la castración
En algún momento, de los buenos, esta primera obra cinematográfica de Miguel del Arco te hace recordar a la familia Panero de El desencanto (Jaime Chávarri), o incluso Celebración (Thomas Vinterberg). Durante gran parte del relato la tensión dramática se mantiene y el equilibrio entre las difíciles situaciones existenciales de la familia y el escudo intelectual, y con cierto humor, ante las adversidades, te hace creer que nos encaminamos hacia un desenlace, cuanto menos, interesante. Pero hete aquí que al realizador se le apaga la luz en el último cuarto de hora y, bajo mi humilde punto de vista, estropea un buen trabajo actoral y un guión que, partiendo de un arranque mitológico y teatral estaba defendiendo con dignidad.

La maldición que parece acechar a este singular grupo humano desde que Leo, el padre/abuelo actor, preconizara años atrás que las hijas de Urano no cejan en su venganza hasta haber castigado a los responsables de destrozar las familias, se està desencadenando de manera imparable. Las relaciones envenenadas y los secretos pútridos irán mostrándose de forma catártica en una reunión que lleva en el lote: una boda inesperada, la venta de la mansión de los Alegre, ajustes de cuentas, el reencuentro con la apolillada memoria y la sanitaria necesidad del definitivo olvido.

En la acumulación de hechos incontrolados que afectan, de manera vital, a cada uno de los personajes es donde el realizador/escritor pierde la brújula, se pierde él y hace que se pierdan los intérpretes. A menos que el perdido sea yo y no haya sido capaz de encontrar, en la maraña, el oculto atajo capaz de conducirme a una pradera luminosa.
[Leer más +]
21 de 27 usuarios han encontrado esta crítica útil
The Lusty Men
The Lusty Men (1952)
  • 7,3
    867
  • Estados Unidos Nicholas Ray
  • Robert Mitchum, Susan Hayward, Arthur Kennedy, Arthur Hunnicutt, ...
7
Caínes de la doma
Veinte años antes de que Sam Peckinpah diera a McQueen el papel de Ace Bonner, digno perdedor, en el "Rey del Rodeo", Nicholas Ray ya había permitido a Robert Mitchum embridar el salvaje personaje del vaquero Jeff McCloud. De feria en feria por la vasta geografía estadounidense hasta triturar su última costilla útil. Regresa a la tierra de sus padres y de su infancia, buscando las tablas como los toros heridos; pero allí donde ha ido buscando paz encontrará de nuevo razones, tal vez inconfesables, para el nomadismo.

Algo contamina a estos saltimbanquis de la monta y la doma que les convierte en individuos, aunque ambiciosos, de insospechados principios. Tal vez sea el propio vicio (alcohol, juego, competición, mujeres...) que les humaniza, haciéndoles pasar constantemente del éxito al fracaso, del todo a la nada, de la sorda soledad al ensordecedor bullicio.

Hombres errantes es una crónica sobre la atracción del abismo en la que tienen especial protagonismo las mujeres que siguen, por amor, a sus parejas; sufriendo solidariamente el alto riesgo; enganchadas, sin duda, a las descargas de adrenalina que corren paralelas a la próxima tragedia.

Y llegados a este punto, en el que se esconde tras las montañas el virtuosismo de los directores, me gustaría saber cuales eran los auténticos finales que ellos habían diseñado; antes de que los productores de Hollywood les "aconsejaran" dulcificar, in extremis, las historias amargas; para que el boca a boca, desdramatizado, permitiera a la industria seguir recaudando.
[Leer más +]
1 de 1 usuarios han encontrado esta crítica útil
About Cherry
About Cherry (2012)
  • 4,3
    452
  • Estados Unidos Stephen Elliott
  • Ashley Hinshaw, Lili Taylor, Dev Patel, Jonny Weston, ...
5
La mayor inmoralidad es que te paguen poco
Siempre hay cientos de razones para, huyendo de uno mismo y de las circunstancias asfixiantes, terminar por complicarnos la vida, aún más, allende las "tierras de grandes oportunidades".
De eso va esta "About Cherry", de seres ingenuos que sin haber navegado deciden adentrarse en aguas procelosas, atracan por la noche en desconocidas playas, queman las naves para no regresar y avanzan sin conocer la condición de los seres que habitan aquellos extraños lugares. Avanzada la historia conoceremos sus hábitos antropofágicos.

Contada la aventura existencial de Angelina desde la estereotípica visión norteamericana del éxito y el fracaso, pudiera parecer por momentos que "lo que no mata engorda" y que no importa cuánto pierdas en el camino si al final consigues alcanzar unos mínimos objetivos de estabilidad emocional y, sobre todo, una desahogada cuenta corriente que alivie los estigmas con los que la hipócrita y puritana sociedad USA castiga a quienes hacen negocio del sexo, mientras compra sus películas.

El glamour y la naturalidad con los que la protagonista afronta su nueva etapa vital se me antoja poco creíble, a menos que la mutación avance más deprisa en los países más avanzados tecnológicamente, y los cíborg sean ya una realidad por aquellos lares.
Lo que sí queda claro es que la sensibilidad, la honradez y el compañerismo son auténticas rémoras en un hábitat colonizado por el individualismo.

No queda muy claro qué quiere transmitir Stephen Elliot, y esta indefinición tal vez sea lo mejor de una película muy mejorable que, aún así, me ha permitido elucubrar este amplio comentario.
[Leer más +]
Sé el primero en valorar esta crítica
Gabo, la magia de lo real
Gabo, la magia de lo real (2015)
  • 6,7
    264
  • España Justin Webster
  • Documentary, Gabriel García Márquez, Bill Clinton
6
El amigo de Fidel
Todo lo que sepamos sobre la vida y obra de seres extraordinarios será siempre poco. Bien es cierto que cuando se juntan conocimientos sobre la historia de los ilustres es muy difícil, e incluso poco deseable, ceñirse al rigor científico de los datos; máxime si hablamos de un creador literario de la talla humana de Gabriel García Márquez. Así, el documental de Justin Webster, es todo lo imparcial que permiten los testimonios y el posicionamiento del propio director inglés, afincado en Barcelona.

Lo más interesante es el acercamiento humano al personaje protagonista: sus necesidades, su etapa parisina, la delgada y elástica línea sobre la que caminaba (a un lado el éxito, al otro el fracaso), la importancia de sus abuelos, la enemistad con el padre, sus recuerdos y sus sueños...... De otro lado, la interpretación del documentalista y la coguionista (Kate Horne) sobre sus amistades; algunas, según ellos, poco recomendables (Fidel Castro).

Así pues, bajo mi humilde punto de vista, asimétrico trabajo que no consigue del todo que convivan, sin chirriar, lo mágico y lo real en esta biografía de retazos del inolvidable colombiano. Su obra, la del Premio Nobel, sí es un ejemplo de coherencia, sensualidad, virtuosismo y armonía. No obstante, volver a oír su voz; y escuchar cómo se emociona al recordarlo un témpano como Bill Clinton tiene indudable interés. Interés que hubiera sido máximo si hubieran aparecido las opiniones del, al parecer, "ogro" cubano y del reconvertido neoliberal (Vargas Llosa).
[Leer más +]
3 de 3 usuarios han encontrado esta crítica útil
Bridgend
Bridgend (2015)
  • 5,3
    310
  • Dinamarca Jeppe Rønde
  • Hannah Murray, Josh Oconnor, Adrian Rawlins, Patricia Potter, ...
5
El atractivo abismo
En algún lugar del Sur de Gales, concretamente en Bridgend (40.000 habitantes), la muerte por suicidio de adolescentes, se vió incrementada de manera brutal entre los años 2007 y 2008. En la película que nos ocupa, el director danés, Jeppe Ronde, nos sitúa en medio de la acción a través del testimonio de Dave y Sara, recién llegados a la ciudad procedentes de Bristol. Él es un policía trasladado para trabajar en la investigación de las causas de los violentos e inusuales desenlaces, ella es su hija, una jovencita casi feliz y con una estrecha relación con el padre, tras la no muy lejana muerte de su madre.

El realizador y co-guionista rodea el suceso de una atmósfera misteriosa, y de un esoterismo impenetrable que tal vez nunca existió; si acaso anidó en la mente de algún muchacho deprimido que se dejó llevar por el romanticismo de la muerte extraña de algún congénere. Con todo, la escasa entidad de la obra no está en las licencias extra-sensoriales que se permite el cineasta, si no en lo exagerado del planteamiento que deja a lo científico y real en un plano de absurda inferioridad, y acaba justificando los hechos por el abismo generacional y una falta de amor paterno/materno-filial muy poco creíble; máxime cuando tampoco dé la sensación de que las relaciones entre los aspirantes a pendulear de los árboles sean envidiables.
[Leer más +]
2 de 4 usuarios han encontrado esta crítica útil
Los autos locos (Serie de TV)
Los autos locos (Serie de TV) (1968)
  • 6,7
    22.941
  • Estados Unidos William Hanna, Joseph Barbera, ...
  • Animation
7
La risa sorda de Patán
Con el paso del tiempo uno podría concluir que es la maldad la que mueve el mundo. El cascarrabias Nodoyuna y su vago e interesado escudero ponen la sal y la pimienta en unas carreras que, como las de ahora en Fórmula 1, hubieran resultado muy aburridas sin su tóxica participación. Las simpatías que llegan a despertar los ingeniosos perdedores, antítesis de deportistas ejemplares, son el ejemplo de la que fibra sensible del ser humano no está tan solo en la parte dulce del alma, también en los rincones canallas.

Patán, el yonki-can de las medallas, es la reencarnación de la insolidaridad y el hastío, y su alimento espiritual son la burla y las inmerecidas recompensas. La ambición desmesurada del atildado Pierre le hace perder aquello que su propia disponibilidad competitiva le otorgaría de modo natural. El resto de participantes, más o menos estereotipados de las faunas urbanas y rurales del final de los años sesenta del siglo XX, son comparsas que viven de los errores de los demás, más que de méritos propios.
En fin, un espectro más que interesante en el que se apoyan los creadores para argumentar que, más que las virtudes propias, son los fallos de los otros los que nos acercan al éxito.
Algo alarmante debieron detectar los productores de historias para niños, en esta manera de contar, cuando decidieron enganchar a las televisiones a los empalagosos ejemplos de Heidi, Marco y la factoría Disney. ¿Tal vez la picaresca y la ironía contribuían a crear seres más libres e independientes?, ¿mostrar el lado oscuro de las cosas, alimentaba mejor la inteligencia?....

Al margen de estas consideraciones de ahora, el niño que fuí, y al que no pierdo las esperanzas de encontrar, disfrutó con estos imperfectos personajes que nos señalaban la existencia de las trampas y engaños; en lugares donde las hadas habían huido, dando paso a la marabunta y el ensordecedor ruido de la caravana de los Autos Locos.
[Leer más +]
3 de 3 usuarios han encontrado esta crítica útil
Mogambo
Mogambo (1953)
  • 7,2
    8.447
  • Estados Unidos John Ford
  • Clark Gable, Ava Gardner, Grace Kelly, Donald Sinden, ...
7
El celo de las leonas
Allá, en la distancia, guardo los ecos de este safari; pero algunas presencias e invisibles esencias se me muestran próximas y vívidas: La pasión sincera e irrefrenable de la hembra con cuerpo de mujer, que interpreta Ava Gardner; la hipócrita, fría y a la vez cautivadora fragilidad de la reciente señora Nordley; el arrobo y también la problemática del cazador, Victor Marswell (Clark Gable), conocedor del máximo interés que despierta en mujeres tan combativas, tan diferentes y tan peligrosas, dispuestas a utilizar cada una sus armas para no perder una presa tan codiciada. Recuerdo perfectamente que mis simpatías y mis mejores deseos fueron para el personaje al que da cuerpo y alma la volcánica Ava; y que a pesar de mi juventud comencé a intuir que la falsedad, y ciertos comportamientos femeninos en la ceremonia del cortejo, afean a la protagonista de estas malas artes, aunque sea la mismísima Grace Kelly.

Las hogueras nocturnas, las mosquiteras por las que no cuela el oxígeno, los rugidos que habitan la oscuridad, los silencios (aún más alarmantes), la respetuosa profesionalidad de unos y el afán de rapiña de otros, son meros figurantes en esta historia que, trasladada a la selva, convierte los amores en salvajes; los celos en lanzas de tres puntas y la posesión en irrespirable obsesión. Todo bajo la batuta del maestro John Ford que vete a saber, como zorro viejo que era, si no sembraba el odio en el camerino de las actrices para que más tarde se solidificara delante de las cámaras cuando él diera la orden de: se rueda.
[Leer más +]
1 de 1 usuarios han encontrado esta crítica útil
Gurba. La condena
Gurba. La condena (2014)
  • España Miguel Ángel Tobías
  • Documentary
8
Hay Venezuelas más próximas
Y me parece a mi que el empeño de algunos por mostrar hasta qué niveles llegan la injusticia, el incumplimiento de los derechos humanos más fundamentales y la hipocresía política de los llamados países democráticos (como España), tiene un mérito difícilmente cuantificable; máxime cuando lo que está de moda es la "hipersensibilidad" que padecemos, más bien parece un proceso alérgico, que nos aconseja mirar para otro lado, huir de las realidades de los demás (como si no estuvieran en la puerta de nuestra casa) y hacer votos para que nosotros nunca nos veamos en situaciones tan extremas. A ser posible, nos bisbiseará ese alergólogo subido en nuestro hombro, absténgase de ver documentales, e incluso obras de ficción, que toquen temas delicados como la pobreza, el abuso, las guerras, el maltrato, la esclavitud...., en fin, todo aquello que pueda ser o parecer verídico, no vaya a ser que pillemos algo por contagio.

Gurba, esta aportación necesaria y generosa de Miguel Ángel Tobías, es un aldabonazo en las conciencias, incluso en aquellas que se refugian tras los muros insonoros del desconocimiento y la insolidaridad. Lo que desde hace cuarenta años está pasando en la República Árabe Saharaui Democrática es, además de un ejemplo de resistencia digna, una razón para seguir trabajando por un cambio universal, por un mundo en el que no tengan cabida gobiernos terroristas y matones, como el de Marruecos, que ocupan e invaden territorios con el único afán de explotar sus recursos, desplazando a sus habitantes como si de morralla se tratara. Todo esto, dicho sea de paso, con la bendición de los grandes campeones en la práctica colonialista: USA, Francia, España...; que o bien por sacar tajada en la esquilmación; por cuestiones estratégicas; por pura traición, pereza y dejadez o por hacer una demostración de fuerza, pasándose las resoluciones internacionales por el forro, desoyen los gritos de un pueblo pisoteado, perseguido y sobre el que pendulea un nubarrón genocida al que nadie es ajeno, al menos que se agotaran sus minas de fosfato en Bucraa, las mayores del mundo, o sus abigarrados bancos de peces.
[Leer más +]
1 de 1 usuarios han encontrado esta crítica útil
La separación
La separación (2011)
  • 7,7
    16.410
  • Irán Asghar Farhadi
  • Peyman Moaadi, Leila Hatami, Sareh Bayat, Shahab Hosseini, ...
8
Las desgracias nunca vienen solas
Sin duda Farhadi es un perturbador, es un creador de inquietudes y comportamientos reconocibles que sin parecer, en principio, trascendentes acaban desembocando en reacciones inesperadas, que cambian por completo la vida de los individuos. Algo parecido a la picadura de un pequeño insecto que nos puede conducir desde el incómodo sarpullido a las puertas de la asfixia.

El matrimonio de Nader y Simin está en crisis. La erosión de una vida rutinaria, sacrificada, sin expectativas ni proyección, hacen que ella (Simin) quiera arrastrar a su marido en una decisión que él no comparte: dejar Irán y volar hacia la libertad o su espejismo. El abandono del hogar conlleva la propuesta de divorcio y Nader se ve obligado a contratar a alguien que se ocupe de su padre, enfermo de alzheimer; es en ese momento en el que se precipitan los acontecimientos.

Sin grandes alardes, con planos cortos e íntimos, a veces rayando lo claustrofóbico, el realizador iraní construye un relato que se nos hace muy próximo (a pesar de las diferencias culturales) y que le sirve para reflejar una realidad político/social/religiosa/jurídica más que mejorable. Pero también consigue un sesudo retrato psicológico de los personajes, dejando bien claro que la verdad absoluta no existe y que las víctimas y los agresores se parecen más de lo que podríamos imaginar; no en balde ambos están contaminados por la condición humana, y se expresan en situaciones difíciles (al margen de su cultura y educación) más como animales acorralados, que como personas sensatas.
[Leer más +]
3 de 3 usuarios han encontrado esta crítica útil
Carol
Carol (2015)
  • 7,0
    18.306
  • Reino Unido Todd Haynes
  • Cate Blanchett, Rooney Mara, Sarah Paulson, Kyle Chandler, ...
8
Pirulí de seda
No he leído la novela de Patricia Highsmith, aquella que firmó en un principio como Claire Morgan y que tituló El precio de la sal; pero no dudo de que a su autora (1921-1995) le hubiera encantado esta adaptación de Todd Haynes, sobre todo por el énfasis que hace en la dignidad de las mujeres condenadas, por época, cultura y convencionalismos, a nadar contracorriente.
También hubiera aplaudido la decisión de que la historia cinematográfica apareciera bajo cualquier bandera que no fuera la de su país, pues solo entendía la hipocresía como herramienta literaria; y que el hacedor fuera el sensible realizador californiano que ha padecido, en su tierra, desprecios parecidos a los que sufrió la gran escritora tejana.

Pero Carol, para los amantes del cine, es algo más que una justa reivindicación del lesbianismo, condenado a la clandestinidad, en los años treinta del siglo XX. Es el triunfo de la belleza sobre la mediocridad, de la verdad sobre el artificio, del corazón sobre la fría racionalidad, del amor incómodo sobre la esclava elegancia..... Carol, la película, es de seda y huele a azúcar tostada, pero no a la de cualquier golosina contemporánea; sus efluvios son los que percibía un niño hambriento cuando los hornos eran de leña y las bandejas con bambas de crema, aún humeaban al otro lado del cristal de la pastelería; cuando Diciembre, durante tres minutos, pasaba a llamarse Mayo.

La obra de Patricia es más grande tras su explicación fílmica y el francotirador Todd tiene una hermosa muesca más en su arma de disparar emociones, gracias a la, por otra parte (ironías de la vida), misántropa novelista.
[Leer más +]
Sé el primero en valorar esta crítica
Medianoche
Medianoche (1939)
  • 7,9
    1.728
  • Estados Unidos Mitchell Leisen
  • Claudette Colbert, Don Ameche, John Barrymore, Mary Astor, ...
6
¿Esta Cenicienta ha ido a la universidad?
Hoy, 76 años después, esta comedia de banalidades y enredos de la alta sociedad, con incrustaciones de americana sin complejos y plebeyo enamorado, no me ha cautivado en exceso. A pesar de que la pluma de Billy Wilder se hace más que evidente en algunas ocasiones: diálogos ocurrentes, pícaras ironías, tensiones resueltas....
Si bien en la fecha de su estreno pudo resultar atrevida, hasta iconoclasta para algunos; ahora resultaría blandengue, casi ñoña. Ser la reina de la velada, cuando te llamas Cenicienta, en los días que corren tampoco tendría mucho mérito; lo consiguen auténticas heces de nuestra sociedad en cualquier reality televisivo.

Resulta, no obstante, curioso, ver en la lejanía la desfachatez e hipocresía con la que se desenvolvían las clases pudientes y constatar que el paso del tiempo no ha mejorado ni un ápice sus escrúpulos, ni su equivocado concepto de la ética.

El encorsetamiento hollywoodiense también se hace patente en esta producción, condicionada posiblemente por imposición de actores, escenarios y técnicos que te hacen recordar otros trabajos parecidos.
Interesante pues desde un punto de vista de coleccionista antediluviano o cazador de gags, razón cinematográfica nada desdeñable; pero poco trascendental. Le pesan los años.
[Leer más +]
1 de 3 usuarios han encontrado esta crítica útil
Cruising
Cruising (1980)
  • 6,2
    4.189
  • Estados Unidos William Friedkin
  • Al Pacino, Paul Sorvino, Karen Allen, Richard Cox, ...
6
La maldad siembra larvas en las mentes, no en los cuerpos
El ambiente hostil de las tribus sadomaso en el hábitat homosexual de una barriada de New York se ve amplificado por la existencia amenazante de un asesino despiadado y calculador. La introducción en el peligroso círculo de intercambios sexuales, de un joven policía con ambiciones permitirá al director mostrarnos un inframundo que fue muy criticado por la comunidad gay americana cuando se estrenó esta película, alegando aversión homofóbica y criminalización del movimiento.

Al margen de las interpretaciones, más o menos acertadas de los colectivos, Friedkin parece querer realizar un thriller con poco oxigeno, para que la falta de riego cerebral afecte a sus personajes y la trama transcurra en un ambiente de alucinación y pesadilla, afectando de manera decisiva y negativa a todos cuantos, a lo largo de la acción, se cruzan con el ojo de la cámara. Para ello, la sordidez y promiscuidad, señas de identidad de algunos antros de ambiente le vienen al pelo.

Dos años después se rodaría Querelle, la última obra de Fassbinder, que aunque relata otras circunstancias (según una novela de Jean Genet), también pone el foco en el malditismo de unas relaciones que trituran cualquier tipo de convencionalismo.
[Leer más +]
1 de 1 usuarios han encontrado esta crítica útil
El olivo
El olivo (2016)
  • 6,4
    8.283
  • España Icíar Bollaín
  • Anna Castillo, Javier Gutiérrez, Pep Ambròs, Manuel Cucala, ...
8
Robar el alma a los viejos olivos
Sé, con el bisturí en la mano, qué partes amputar de esta historia escrita por Paul Laverty para que quede más vistosa, a mi entender; pero no pienso hacer uso de la más mínima poda porque lo que importa es que llegue al mayor número de gentes, y esa rama que a mí no me gusta sé que a otros les encandila; y cuando no se busca la posteridad a través de un relato, si no hacer el retrato de un momento y una situación que tiene más recorrido de lo que su simplicidad parece sugerir, cualquier nueva conciencia es bienvenida a la causa de la honradez y la dignidad.

Icíar Bollaín, y su pareja, no pueden evitar el dejarse contaminar por los días, inciertos y combativos, que nos han tocado vivir en este apestoso arranque del siglo XXI; y en lugar de aislarse en un monasterio griego en medio de la abrupta naturaleza, para pergeñar una obra maestra, deciden mancharse de vida rural, familias en quiebra, pérdidas de memoria (la más ignominiosa no es el alzheimer), jóvenes desorientados y sin futuro, pueblos que sestean al sol como viejos lagartos, multinacionales que te matan dulcemente..... Y todo ello para dejar constancia de cómo se vivía en una época y en un país; cuando empresas energéticas caprichosas trasladaban olivos milenarios a miles de kilómetros, para ayudarse en falsas campañas publicitarias de su estampa auténtica de sabio superviviente. En ningún momento valorarán las consecuencias de sus actos: los capitalistas han ganado la guerra, el botín les pertenece; y ellos además pagan hasta por aquello que no tiene precio.

La relación abuelo-nieta es el eje vehicular de este drama costumbrista y muy español, porque está basado en el sentimiento del amor; y aunque a día de hoy siga sin cotizar en bolsa y tampoco "sulibelle" en exceso a los críticos cinematográficos, afortunadamente es un valor anclado tan profundamente que por más intentos que se realicen por desentrañarlo, siempre quedarán raicillas que lo esparcerán por la tierra cuando el momento sea propicio. Hay que renacer.
[Leer más +]
1 de 3 usuarios han encontrado esta crítica útil
Madre
Madre (2009)
  • 7,2
    5.376
  • Corea del Sur Bong Joon-ho
  • Kim Hye-ja, Won Bin, Jin Goo, Yoon Je-Moon, ...
7
Mater Amantísima
El director surcoreano es uno de esos tipos que no creen en el género puro y cualquiera de las historias ( no demasiadas, para desgracia de algunos) con las que nos ha deslumbrado, no excluyen interesantes adherencias de tipo diverso: filosóficas, antropológicas y de curioso caminante. Es Bong Joon-ho un hombre que se hace muchas preguntas y que intenta responderlas con imágenes, aunque nunca la respuesta será definitiva. Esta última actitud ante la realidad, y el esfuerzo por ponerse en la piel y el punto de vista de sus personajes es una de sus principales señas de identidad, que hace que los sucesos cabalguen en una montaña rusa, circunstancia que cautiva o incomoda al espectador; consiguiendo así adeptos o detractores consecuencia inmediata de apostar por el cine de autor y no por el de productor; aunque a veces, como sucedió en Memories of murder (Crónica de un asesino en serie) puedan aunarse ambas circunstancias.

Es Mother un suceso (escrito en esta ocasión a tres manos, director incluído) en el que caben las virtudes y los excesos de las relaciones maternales, con esa visión microscópica, y a la vez ciega, que caracteriza el amor de madre. Es fundamental conocer el lugar desde el que mira la cámara, saber en cada momento de la frente de quién sale el haz de luz que crea la escena, para poder enmendar las distorsiones y desentrañar la verdad, si es que alguien es poseedor de ella.

La búsqueda, el misterio, los desatinos, las simpatías del espectador, los sentimientos extraños....; son los elementos que aprovecha el contador de historias (complejas como el ser humano), para hacer un retrato del pueblo, las instituciones, las circunstancias casuales y las distintas violencias que nos aquejan en general, aunque este atípico thriller transcurra en asiáticas tierras coreanas.
[Leer más +]
3 de 3 usuarios han encontrado esta crítica útil
La patota
La patota (2015)
  • 6,2
    2.461
  • Argentina Santiago Mitre
  • Dolores Fonzi, Óscar Martínez, Esteban Lamothe, Cristian Salguero, ...
8
Piensa el sentimiento, siente el pensamiento
Paulina es la revisión, por parte de Santiago Mitre, de una historia ya contada en las salas argentinas allá por el 1961. Entonces se tituló La patota, que podría traducirse como pandilla, y que fue dirigida por Daniel Tinayre, con guión de un español exiliado de nombre Eduardo Borrás (1907-1968).

Una joven abogada, con todas las mimbres trenzadas para construirse un exitoso futuro profesional bajo los auspicios de un padre juez, decide escapar de lo que ella considera una trampa burguesa para seguir a pie de trinchera un proyecto educacional en una olvidada y pobre zona rural. Allí es víctima de un infausto ataque, y violación, por parte de un grupo de muchachos del poblacho. Las posibles respuestas ante un acto tan atroz son la trama que intenta desmadejar el realizador con ritmo de trhiller, apoyándose en el flashback y la portentosa interpretación de Dolores Fonzi.

El espectador, aunque cautivado por la personalidad de Paulina, se siente zarandeado durante el metraje por un vendaval de preguntas que le trasladarán a posicionamientos distintos según quién defienda qué posturas. Nuestra maestrilla (por elección) intentará mantenerse firme como un junco, que puede doblarse hasta tocar el suelo en los temporales pero nunca se rompe. Ella tomará, fiel a sus principios y personalidad, el camino más difícil y seguirá huyendo de convencionalismos y respuestas trilladas porque si hay algo que tiene claro es que: "Cuando hay pobres de por medio, la policía no busca la verdad: busca culpables"

Más que recomendable si te gusta dar vueltas a las películas y entrar en debates encendidos, de esos que nunca ganarás y en los que nadie te podrá imponer sus argumentos; porque aquí muchos tienen razón y una sola, y gran mujer, es dueña de sus extrañas, dolorosas y respetables decisiones.
[Leer más +]
1 de 2 usuarios han encontrado esta crítica útil