arrow

El globo rojo (1956)

7,7
3.622
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Un niño solitario encuentra un globo rojo... ¿o quizá es al revés? Y ambos, el niño y el globo mágico, vagan por las calles de París. Allí donde va el chico, el globo no anda detrás. Y cuando el pequeño se mete en problemas, el globo acude al rescate... Un poético mediometraje (protagonizado por el propio hijo del director; un crío de 4 años de edad), sin apenas diálogos, que fue inesperadamente galardonado con el Oscar al mejor guión original. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Francia Francia
Título original:
Le ballon rouge
Duración
36 min.
Guion
Albert Lamorisse
Música
Maurice Le Roux
Fotografía
Edmond Séchan
Productora
Films Montsouris
Género
Drama Infantil Mediometraje
9
Documento de la fantasía
Digamos que en relación con la realidad y la imaginación, simplificando, hay tres tipos de personas: quienes creen sólo en la realidad, quienes creen sólo en la imaginación y quienes creen que no es tan fácil separar la una de la otra. Los primeros son los de la vida práctica y cotidiana; los segundos son los de las escapadas a mundos de fantasía cuando ya no soportan más la realidad; y los terceros (los más raros) viven la realidad como si fuera una fantasía y las fantasías como si pudieran ser reales. Yo creo que esta película está del lado de quienes pertenecen al último grupo. Es infinitamente tierno, divertido, mágico y real ver este casi <documetal> sobre un globo absolutamente vivo que sigue a un niño donde quiera que este vaya.
[Leer más +]
72 de 83 usuarios han encontrado esta crítica útil
8
El globo que quiso cambiar al mundo
Desde una perspectiva actual, puede que este film, sus valores, su forma de estar rodado e incluso su mensaje pueda parecer naïf. Cierto es que su historia es muy sencilla, que no hay matices en los personajes y que sea totalmente previsible.

Pero, la cuestión que subyace es, de verdad importa? La respuesta es no. De lo que se trata aquí es dejarse llevar por este cuento infantil de bondad, de exaltación de la amistad, de la belleza de lo sencillo.

No se necesitan trucos, ni artificios,ni grandes discursos, sólo las lecciones mudas de humanidad que nos da un globo. Y es que para definir la felicidad no hace falta más que echarle una ojeada a la sonrisa de ese niño mientras juega con su silencioso amigo. Un globo que nos enseña lo que es la generosidad, la lealtad, la amistad verdadera e incluso el amor. Un globo que es el símbolo de una utopía, un globo que demuestra que ante la solidaridad y la bondad no es posible que ni la envidia, ni el egoismo, ni la maldad puedan triunfar.

Y que coño! Da gusto de vez en cuando huir de tanto pesimismo y de actitudes cínicas, esta es una película para disfrutar siendo ingenuos, para sentir que el bien puede triunfar sobre el mal, para pensar, en definitiva, que la vida puede ser maravillosa...Con un simple globo rojo en las manos.

Lo mejor: Su mensaje.
Lo peor: Que sea acusada de ser infantiloide.
[Leer más +]
53 de 59 usuarios han encontrado esta crítica útil