arrow

Troya: La caída de una ciudad (Miniserie de TV) (2018)

Troya: La caída de una ciudad (Miniserie de TV)
Trailer
4,4
505
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Miniserie de TV (2018). 8 episodios. Mientras busca a la mujer que Afrodita le prometió, el pastor Paris descubre su verdadera identidad y se enamora de Helena de Esparta. La guerra de Troya está servida. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Reino Unido Reino Unido
Título original:
Troy: Fall of a City
Duración
60 min.
Guion
Joe Barton, David Farr, Nancy Harris, Mika Watkins
Música
Robin Coudert
Fotografía
Gustav Danielsson, Andrew McDonnell, Ruairi O'Brien
Productora
Coproducción Reino Unido-Estados Unidos-Sudáfrica-Australia; BBC. Distribuida por Netflix
Género
Serie de TV Acción Drama Antigua Grecia Miniserie de TV
1
NI GRECIA SE SALVA DEL MARXISMO CULTURAL
Cuando le cambian la raza o sexo a un personaje de culto salen los hipócritas patéticos de siempre diciendo "ay es solo ficción", "ay eres exagerado", "ay eres un facha" pero pondrían el grito en el cielo si ponen un personaje blanco a hacer de Blade, porque así de incoherentes son.

Es una pena que dos empresas tan ricas como Netflix y la BBC le vean la cara de idiota a la gente y se limpien el rabo ya no con la ficción sino con la historia universal al hacer una serie aparte de mala donde deliberadamente te meten sin vaselina a un Aquiles y Patroclo negros por el simple motivo de que le salen de los cojones hacerlo.

Homero se estará retorciendo en su tumba, ah y no me importa que me maten a negativos porque por fortuna no me pagan para ser un Influencer que debe quedar bien con todo el mundo.

Por favor no vayan a cometer esa estupidez de ir a insultar a los actores a sus redes, porque ellos no tienen nada de culpa en esto, dejen que el sentido común y el tiempo la ponga en su lugar.
[Leer más +]
67 de 93 usuarios han encontrado esta crítica útil
4
Destruida por seguir la agenda de lo "políticamente correcto"
La serie no empieza mal, he de reconocer que tras ver el primer capítulo mis sentimientos habían pasado del recelo inicial (puesto que siempre dudo de las producciones con temática histórica y/o mitológica) a una calmada pero esperanzadora satisfacción.

El mito se nos es presentado de una manera bastante fidedigna con respecto al original y la historia me enganchó desde el minuto uno. Personalmente, no me gustó demasiado la película "Troya" del 2004 (a pesar de que reconozco que estuvo muy bien hecha y que el argumento es realmente épico) por una razón muy simple: imagino que a los propios griegos les habría producido una úlcera estomacal el ver representado a Aquiles, uno de sus mayores héroes, como un ateo que no duda a la hora de decapitar una estatua de un dios, siendo Aquiles una importante figura religiosa para ellos.

A mí los errores históricos que yo llamo "de bulto" no me molestan demasiado, el hecho de que se presenten armas, armaduras o características arquitectónicas impropias de la época representada no me impide el disfrutar de un gran guión. Lo que sí que me molesta es que los directores decidan plasmar su agenda política en este tipo de producciones, que dentro del guión aparezcan introducidas ideologías del siglo XXI que nada pintan dentro del marco espacio-temporal representado, es aquí donde hace aguas esta serie. El hecho de que el director, los guionistas y la mayor parte del público al que la serie está dirigido estén en contra de la discriminación racial y tengan ideologías progresistas no les da derecho a representar a medio ejército griego del II milenio a.C como personas negras por la sencilla razón de que los griegos NO eran negros, así que ese detalle que para algunos puede carecer de importancia para mí muestra la explícita intención de tergiversar la realidad para que esta se adapte a los intereses de determinados lobbys, careciendo de importancia que algo sea verdadero o no y pasando a ser lo importante que sea "correcto". Es por esto que este "detallito" no me parece una frivolidad sino algo realmente grave, igual de grave que si en una película ambientada en la época medieval aparece una mujer dando un discurso feminista o que si se nos presenta a un héroe de la Edad Antigua como ateo, en cualquier caso es la misma distorsión de lo real.

Y en cuanto a quien en su crítica ha opinado que quienes hacemos hincapié en estos errores deliberados "necesitamos una mujer" solo indicarle que la realidad histórica es la que es y no puede ser suplantada. Ni los hoplitas griegos eran de raza negra ni los samuráis del siglo XIX eran apuestos norteamericanos, por mucho que la televisión y el cine se empeñen en mostrarnos lo contrario.
[Leer más +]
33 de 37 usuarios han encontrado esta crítica útil