arrow

The Twilight Zone: The After Hours (TV) (1960)

6,9
90
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Marsha White está buscando un dedal de oro en unos grandes almacenes. Al no encontrarlo, la envían al piso noveno. Allí se encuentra un lugar que parece abandonado. Después de ser atendida, se da cuenta de que el dedal que compró está rayado y acude al departamento de quejas pero allí le informan de que el edificio no tiene un noveno piso. Su sorpresa será mayor cuando descubra que quien le atendió se parece mucho a un maniquí en exhibición... (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
The Twilight Zone: The After Hours (TV)
Duración
25 min.
Guion
Rod Serling
Fotografía
George T. Clemens (B&W)
Productora
CBS Productions / Cayuga Productions
Género
Intriga Terror Fantástico Telefilm Mediometraje
Grupos  Novedad
The Twilight Zone (Serie de TV 1959-1964)
9
34: La novena planta
Marsha White quiere regalar a su madre un dedal de oro. Pero cuando llega a unos grandes almacenes para adquirirlo empieza a percibir sucesos inexplicables.

Capítulo memorable, de los imprescindibles, que nos introduce en un mundo onírico, mágico, un mundo que parece convivir con el nuestro y que amenaza con atraparnos en sus garras. Consigue un clima opresivo cargado de tensión con escenas aterradoras. De nuevo está presente el miedo a perder la identidad, a que nuestra realidad se resquebraje. Posee un final extrañamente hermoso y poético.

Hubo muchas dificultades a la hora de rodar el episodio, y estuvo envuelto de sospechas de plagio -de “The Thirteenth Floor”, de Frank Gruber, y de “Evening Primrose”, de John Collier-, pero nada de eso nos impide disfrutar viéndolo.
[Leer más +]
2 de 2 usuarios han encontrado esta crítica útil
7
Crisis de la identidad
Este episodio propone un ejercicio de intriga en torno a la identidad, una identidad porosa, en crisis, como en el episodio de esta misma temporada primera "A World of Difference", dirigido por Ted Post: la amenaza estriba en descubrir que no somos exactamente quienes creemos ser, y de este modo la realidad y la seguridad personal se alteran, se cuartean.
[Leer más +]
1 de 1 usuarios han encontrado esta crítica útil
Relaciones 1