arrow

El gran casamiento (2013)

El gran casamiento
Trailer
4,5
5.650
Votar
Plugin no soportado
Añadir a listas
Sinopsis
Con motivo de la boda de su hijo adoptivo Alejandro (Ben Barnes), Ellie Griffin (Diane Keaton) vuelve a su casa diez años después de que su marido Don (Robert De Niro) la engañara con Bebe, su mejor amiga (Sarandon), y se fuera a vivir con ella. Pero, cuando Alejandro les anuncia que su madre biológica (Patricia Rae) asistirá a la boda y que, debido a sus estrictas creencias religiosas, no debe saber que Ellie y Don están divorciados, éstos se verán obligados a aparentar que son un matrimonio feliz, y Bebe tendrá que salir de escena. (FILMAFFINITY)
Dirección
Reparto
  Ver reparto completo
Año / País:
/ Estados Unidos Estados Unidos
Título original:
The Big Wedding
Duración
90 min.
Estreno
1 de mayo de 2013
Guion
Justin Zackham
Música
Nathan Barr
Fotografía
Jonathan Brown
Productora
Lionsgate / Millennium Films / Two Ton Films
Género
Comedia Romance Comedia romántica Bodas Familia Remake
3
LA GRAN COPIA
Mientras veía “La gran boda” no pude evitar que mi mente asociase a la mayoría de sus actores con otros personajes interpretados en comedias de antaño por ellos mismos y con idéntica fortuna. Es decir, ninguna. Para dar vida al sacerdote, Robin Williams se habrá basado en su desesperante recreación del religioso de la insoportable “Hasta que el cura nos separe”, cinta en la que demuestra que, sin un director capaz de frenar unos impulsos más propios de Jim Carrey, termina por convertirse en una mala caricatura. A su vez, Robert de Niro debió pensar que, dejándose barba, evitaría ser comparado con otro progenitor como el de “Los padre de él”, “Los padres de ella” o “Ahora los padres son ellos”. Pese a ser uno de los mejores actores de la historia del cine, no descubro nada nuevo al afirmar con rotundidad que el género cómico no es precisamente su especialidad. Por lo que se refiere a Diane Keaton, le han obligado a repetir diez años después “Cuando menos te lo esperas”, mientras que Susan Sarandon, que hasta ahora no había caído en la tentación de hacer el ridículo en filmes pseudo humorísticos y no tenía pasado del que echar mano, se deja arrastrar por la decadencia de este elenco de primeras figuras de Hollywood que, rozando la setentena, han optado por llenar de borrones sus cuasi impolutas filmografías. Sus jóvenes compañeros de reparto están bastante mejor, sin duda porque, al no contar con el glorioso pasado de sus colegas, tampoco se exponen a unas comparaciones tan odiosas.
Se trata de un título plagado de buenas intenciones, pero también de tópicos, reiteraciones, copias, plagios y referencias a otros que en su momento ya exprimieron una fruta a la que no le queda apenas jugo. Narra la historia de un matrimonio maduro que ha fracasado por la infidelidad y posterior enlace del esposo con la mejor amiga de su mujer. Ante el inminente enlace de su hijo adoptado, tratarán de hacer creer a su madre biológica -que acudirá a la ceremonia y que mantiene unas profundas creencias religiosas- que continúan felizmente casados. Partiendo de estas premisas, el realizador y guionista Justin Zackham intenta componer situaciones graciosas, hilarantes, irónicas que fracasan en su mayor parte. Además, la sensación de falta de originalidad y de creatividad es patente. Estamos nuevamente ante el enésimo ejemplo de copia disfrazada, unida a la mediocridad de unos gags que pretenden sin éxito concatenar unos fotogramas con otros.
En resumen, la comedia americana persiste en su particular camino hacia la autodestrucción y, aun con el precipicio delante, acelera. De eso sabe mucho Susan Sarandon desde que participó en “Thelma & Louise”. Y eso que, aunque la mítica película que rodó Ridley Scott de 1991 no era una comedia, contaba con algunas escenas que consiguieron arrancarme la risa y también el aplauso. Claro que estoy hablando de otra clase de cine, otra categoría, otro nivel.
Entre los integrantes más jóvenes del reparto se salva la actriz Katherine Heigl, una habitual de la comedia que, aunque a veces participa en largometrajes regulares, completa su trayectoria profesional con otros más dignos como “27 vestidos”. Le acompaña la cada vez más popular Amanda Seyfried (“Mamma Mía, Los Miserables). En definitiva, un reparto de primera fila desaprovechado por culpa de un pobre guión que refleja una buena idea mal desarrollada.
www.cineenpantallagrande.blogspot.com
@gerardo_perez_s
[Leer más +]
31 de 37 usuarios han encontrado esta crítica útil
3
Sosa y pretenciosa
No me gustó, no vi la gracia ni la película pudo ser salvada por los grandes actores veteranos.
¿De que va?, Una familia del norte, todos guapos, rubios, conservadores pero también transgresores, ¿en qué? ¿de qué?, se divorcian, se folla, el padre de la bonita familia, muy macho él, y... ellas dos, tan dignas, dejándose envilecer. Y ¿los hijos?, no hay por donde cogerlos, entonces aparece una madre biológica, del sur (Brasil) a la que tienen que convencer que son una familia perfecta, unos padres perfectos, felizmente casados. Y llega con su hija de veinte años, guapa, morena...
La fotografia y la música banal, sin gracia.
Película para ver y olvidar, o para los incondicionales de Robert de Niro, Susan Sarandon o quizá de Diane Keaton.
[Leer más +]
18 de 20 usuarios han encontrado esta crítica útil
Relaciones 1